“El Hombre que Dios utiliza”

 

La Biblia está llena de ejemplos de cómo Dios ama y usa a los imperfectos, a las personas ordinarias, para hacer cosas extraordinarias, a pesar de sus debilidades. Tus debilidades no son un accidente. Dios deliberadamente las permitió en tu vida con el propósito de demostrar su poder a través de ti. A Dios nunca le impresionó la fuerza ni la autosuficiencia. De hecho, Dios es atraído a los débiles que admitan serlo. Jesús consideró el reconocimiento de nuestras necesidades como un atributo de los “pobres en espíritu…” Mateo 5:3Mateo 5:3
Spanish: Biblia Reina Valera - revisión de 1995 - RVR95

Las bienaventuranzasc 3 «Bienaventurados los pobres en espíritu,d porque de ellos es el reino de los cielos.e

WP-Bible plugin
. Esta actitud es la que él bendice.

 

 

El Hombre que Dios utiliza ES UNO QUE OBEDECE Jonas 3:3

 

a. La obediencia es resultado del quebrantamiento y la oración

b. La obediencia es consecuencia de conocer la voluntad de Dios: Se debe saber qué obedecer

c. La obediencia tiene su fundamento en la fe: Para cumplir se debe tener seguridad y confianza

d. La obediencia exige una dependencia absoluta de Dios: sin cuestionar lo que él pide Saúl, prefería obedecer a los hombres, y no a Dios, 1 Samuel 15:111 Samuel 15:11
Spanish: Biblia Reina Valera - revisión de 1995 - RVR95

11 «Me pesa haber hecho rey a Saúl, porque se ha apartado de mí y no ha cumplido mis palabras».i Se apesadumbró Samuel y clamó a Jehová toda aquella noche.

WP-Bible plugin

 

Pensamos que Dios solo quiere usar nuestras fortalezas, pero también quiere usar nuestras debilidades para su gloria. La Biblia dice en 1Corintios 1:27ios 1:27
Spanish: Biblia Reina Valera - revisión de 1995 - RVR95

Visitor anti-robot validation var RecaptchaOptions = { theme: 'white' }; {{ selectedLanguage.code | uppercase }} Bitninja.io Server Security Dear visitor To continue browsing and help us fight cybercrime, please type the characters you see below. Thank you.

WP-Bible plugin
“…y lo débil del mundo escogió Dios, para avergonzar a lo fuerte”.

 

El Hombre que Dios utiliza ES UNO QUE VE LOS RESULTADOS Jonas 3:5

a. Los resultados son frutos de Dios mismo: enriquece la respuesta a su voluntad

b. Los resultados pueden ser inesperados: diferentes, mayores o menores de lo esperado

c. Los resultados consisten en una transformación: de las personas y de su entorno

d. Los resultados han de producir satisfacción

 

“Verá el fruto de la aflicción de su alma y quedará satisfecho” Isaas 53:11
 

Si quieres que Dios te use, debes conocer quién es Dios y quién eres tú. Muchos cristianos, sobre todo líderes, olvidan esta verdad. ¡Solo somos seres humanos!